jueves, 18 de enero de 2018

SOLUCIONES PARA CASAS PEQUEÑAS

Cómo nos gusta a todos ver en las revistas esas grandes mansiones en las que, uno se puede permitir "prácticamente todo" en cuanto a decoración. Pero la realidad no es esa, ¿verdad?. La mayoría de nosotros, y más en las ciudades, tenemos casas pequeñas, a veces diminutas, pero no por ello, vamos a renunciar al confort ni al diseño, sólo se trata de seguir unas reglas básicas.

Empecemos por una estancia a la que no siempre se da la importancia que merece, y la tiene ¡y mucha!. Ten en cuenta que es lo primero que tus visitas van a ver cuando  entren en tu casa. Hablamos, como no, del recibidor.

Soluciones para casa pequeñas

EL RECIBIDOR DE MI PEQUEÑA CASA


¡Ojo con el recibidor!, como ya hemos dicho, va a ser lo primero que se va a ver de tu casa. Haz que esa primera impresión sea algo especial. Ten en cuenta que también ha de ser un lugar práctico donde poder dejar las llaves chaquetas, etc.

Por muy pequeño que sea el recibidor, seguro que hay espacio para colocar una balda donde dejar las llaves, y poner, además, algún elemento decorativo que le de alegría. Recordar, un espejo siempre aportará luz y amplitud a tu recibidor. La parte de abajo la podemos aprovechar para colocar estantes para los zapatos.

En lugar de la balda, podríamos poner una pequeña mesa, que le dará un aire más acogedor. Con  una estructura ligera y patas finas ( mejor si son de hierro o acero, dará más sensación de ligereza).

Una lámpara de pie no te ocupará casi espacio y le va a dar un aire muy confortable a tu recibidor.También puedes emplear un vinilo en una pequeña parte de la estancia para darle personalidad.

No olvides un perchero para dejar los abrigos. Si colocar un perchero de pie te quita mucho espacio, siempre se puede recurrir a las perchas clavadas en la pared detrás de la puerta. ¡Eso no te ocupará ningún espacio!

Un último detalle, el felpudo de la entrada, el "gran olvidado".  Si bien la función del felpudo es atrapar los restos de suciedad del calzado, y evitar resbalones y caídas (permite secar la suela del calzado), no olvidemos que es la primerísima referencia que se va a tener de vuestro hogar. Los hay de diversas formas y colores , y ahí da igual el tamaño de tu casa, con el felpudo tienes absoluta libertad para elegir el que mejor se acomode con tu estilo y personalidad ( sin quitarle la importancia que merece).



IDEAS PARA MI PEQUEÑO SALÓN


Para empezar, haremos la ilusión de un salón más grande, si colocamos unos visillos finos y blancos que dejen pasar la luz.

No elijas unos muebles grandes, opta por un sofá cómodo de tamaño mediano, la televisión de pantalla plana ocupará menos espacio o, mejor aún, puedes poner la televisión colgada en la pared y así despejas la zona.

¡No te pases con los cuadros!. Harás la estancia mucho más pequeña y agobiante. Si puedes colocar algunos para que le den vida a tu salón.

Los espejos siempre dan sensación de amplitud, mejor si son de cuerpo entero.

Si ves que unas sillas con respaldo te ocupan mucho espacio, siempre puedes optar por los taburetes. Resultarán más divertidos.

Mejor una lámpara de pie que una de mesa. Te dará más amplitud.



En cuanto a los colores. Las paredes mejor en blanco , el sofá en tonos claros ( beige blanco roto, gris claro...). Con el mueble elige también tonos claros ( podría ser incluso un blanco decapé que da mucha luz) . La mesa puede ser de cristal. 

Si te parece que todo esto va a quedar muy soso, siempre puedes recurrir a algún vinilo, también podrías jugar un poco con el color del mueble, sobre todo si no es grande y encima colocas un espejo. Piensa que también los complementos ( adornos , cojines, manteles...) le van a dar una nota de color a tu salón, y ahí puedes proyectar tu personalidad (con la ventaja que si te cansas los puedes cambiar, y así variar la decoración).

¿He de renunciar a la alfombra por tener un salón pequeño? La respuesta es un no rotundo. La alfombra va a aportar calidez y confort a la estancia . Podemos optar por una alfombra de un solo color y que no sea muy oscura ( aunque como la alfombra es algo que se puede cambiar con facilidad, en esto puedes ser más atrevido/a).

Como verás, no  por tener un salón pequeño, has de renunciar ni al estilo ni a la comodidad.

En resumen.....Si tienes una casa pequeña, no renuncies a nada (o a casi nada). Tan sólo deberás tener en cuenta:

  • Las paredes pintadas en color blanco te darán más luz y amplitud (además el blanco combina con todo)
  • Los espejos dan luz y sensación de amplitud.
  • Una casa pequeña no tiene porqué resultar sosa, siempre puedes jugar con los accesorios (cojines, colchas, toallas, objetos de decoración) ahí tienes total libertad para proyectar tu personalidad.
  • Con los muebles siempre puedes elegir colores como grises, blancos, arena.... Una idea también puede ser un mueble color arena en decapé que dará un aire vintage.


No hay comentarios:

Publicar un comentario